martes, 6 de noviembre de 2007

Diario de Anita 6

Querido diario,

Ya falta poco para la noche de Halloween. Esteban, el repetidor, dice que somos unos burros y que en realidad se llama la noche de Helloween, y que él piensa ir a la fiesta disfrazado de Quisque (¿?) porque Andie no sé qué (sólo me quedó claro que dijo Andie…eris…o deris…o algo así) es imbécil. No entiendo nada. A lo mejor conoce a Andie y le contó lo de la mamadilla en verano…espero que no…qué vergüenza como se lo diga a Johnattan…jo, sería superinjusto; ya hace un montón de tiempo de eso.

Su compañero de pupitre, Ernesto, el rarito, también dice que somos todos unos burros, Esteban incluido, y que la fiesta tiene raíces celtas. Después le llamó neandertal a Esteban y Esteban le pasó un donuts por las gafotas negras y le gritó “metaaaaaalica”. Vaya dos. Ernesto se puso a sollozar con los cristales manchados de grasa de donuts y se envolvió hasta la nariz con su bufanda de bandas moradas y negras. La historia acabó cuando Aurelio echó de clase a Esteban, que hizo así con la mano mientras gritaba “metal”. Vaya dos, vaya dos. Johnattan de Jesús dice que en el fondo se llevan bien y que son gays, pero yo creo que no: creo que se odian y que como Esteban se entere de que Johnattan le llama marica, va a haber problemas…espero que no.

Aún no sé de qué iré vestida a la fiesta. Aunque la celebramos en el pabellón siempre me ha resultado una fiesta con mucho glamour y este año me apetecía llevar algo provocativo…mmm…Johnattan dice que podía ir de profesora putona o de vampiresa…bueno, lo de vampiresa, al final dijo que mejor que no, porque seguro que “el jevi se pondría bruto”. Creo que lo decía por Esteban…pero también creo que Esteban tiene algo, aún no sé muy bien qué, con la gótica de la clase de los mayores…son de la misma edad…no sé.

Vane me dijo que intentará colar en el pabellón a Freddy y que irán vestidos de domadores de leones. Será puta. En cuanto a Sari, quiere ir disfrazada de monja con un vestido bien ajustado “para que se me marquen los pezones si hace frío, que lo hará”. Ésta sí que es puta. Tiene un peligro. Y sonría mientras lo decía…

Y de tanto hablar de lo putas que son mis amigas…¿a qué no sabes de qué me están entrando ganas, diarín? ¡Jeje! Voy a llamar a Johnattan que me he quedado sola en casa y tengo ganas de abrazar su Frankfurt. Y si tengo suerte nos verá Freddy por la ventana, que pienso dejar las cortinas entreabiertas…:)

Un besito, diarín.

1 comentario:

chuz dijo...

Esto de Halloween es una tortura, aparte de una americanada infecta. El otro día vinieron todos los alumnos disfrazados de cafres. No alcanzaba a adivinar cuáles eran los disfraces de mis tres putitas preferidas (Vane, Sari y Anita). Últimamente me hacen bastante la pelota y, como me vieron dando vueltas solo por el patio, me fueron a preguntar qué me parecían sus disfraces. Les dije que muy bonitos, claro. A mi, en fin, me parecía que las tres iban de zorras, de zorras salvajes... y yo me sentía como un pequeño e inocente conejito que iba a caer entre sus mamas, digo: sus garras. No sé qué hacer, me pongo pinocho en clase y luego no hay quien se levante a escribir en la pizarra. Espero que mi novia no se entere de esto porque me dejaría por sátiro y salido. Pero yo no soy un pervertido es que ¡SE VISTEN COMO PUTAS!